Wiki Shadowhunters en Español
Advertisement
Wiki Shadowhunters en Español
Spoilers FMS.png
Otras versiones

Céline Herondale (de soltera Montclaire) era la madre biológica de Jace Herondale y la segunda esposa de Stephen Herondale.

Historia[]

Vida temprana[]

Hija de Jules y Lisette Montclaire, Céline creció en la hacienda de su familia en la Provenza rural, en Francia. Sus padres, sin embargo, eran abusivos con Céline. Ellos la castigaban —encerrándola y golpeándola— cuando cometía errores, y la entrenaban cruelmente, dejándola que se las arreglara contra demonios y hombres lobo para forzarla a aprender. Ellos mostraban este comportamiento abusivo como su forma de mostrarle su amor.

Cuando tenía ocho años, huyó de su casa por primera vez. Fue a París y acabó en el mercado de sombras de París, donde se sintió como en casa y se quedó dos días entre los subterráneos, en algún momento conoció a un Hermano Silenciosos que le compró una crêpe y se ofreció a llevarla a casa, oferta que declinó.

Sin embargo con el tiempo la encontraron los Verlac del Instituto de París. Ella les suplicó que le dieran asilo en el Instituto pero aun así le enviaron de vuelta con sus padres que procedieron a torturarla. Huir se convirtió en algo habitual para Céline como forma de gestionar su situación. A veces simplemente se iba y paseaba por el bosque durante días. También se hizo famosa y fue compadecida por el Submundo de París a causa de su constante vagar por la ciudad.

Con la esperanza de sofocar sus emociones y su dolor, a Céline le habría gustado unirse a los Hermanos Silenciosos si aceptasen mujeres. Sintiendo que no pertenecía a ninguna parte, consideró también convertirse en Hermana de Hierro pero la idea le hizo sentir claustrofobia.

El Círculo[]

Con el tiempo Céline asistió a la academia de cazadores de sombras. Incluso de muy joven, ya admiraba al Círculo, especialmente a Stephen Herondale de quién se enamoró perdidamente, desde la distancia, aunque su admiración no pasó desapercibida por los integrantes. En un punto, se hizo conocida de Lucian Graymark, la mano derecha del líder del Círculo, Valentine Morgenstern. Luke le dio al menos una tutoría.

Cuando Valentine le ofreció dejar que se convirtiera en miembro del Círculo, fue jugando con sus deseos de ser amada y pertenecer a alguna parte. Ella aceptó, asumiendo que era una opción mejor que estar completamente sola.

En 1989, Valentine envío a Céline —de diecisiete años—, Stephen y Robert a París a investigar los trapicheos ilegales de la bruja Dominique du Froid. Cuando la bruja llegó mientras se suponía que Robert registraría sus cosas, Céline intentó conseguirle algo de tiempo. La bruja le siguió el juego, respondiendo a las preguntas de Céline y roció a Stephen con una poción que le hizo quedar absolutamente encandilado por ella y la besó. A pesar de saber que no era real, Céline esperaba gustarle también a Stephen. Sin embargo, Céline oyó después a Stephen diciéndole a Robert que la veía como una niña. Herida, Céline huyó.

Paseando por París, Céline se encontró con una mujer quien, después de revelarse ella misma como cazadora de sombras cuando Céline la salvó de dos demonios que la acechaban, la advirtió de que no confiase en Valentine. Sospechando, Céline fue al apartamento de Valentine y escuchó a escondidas la conversación de Valentine y Dominique, dándose cuenta de que Valentine había hecho un trato con la bruja para que les dieran un falso testimonio a Stephen y Robert sobre dos cazadores de sombras inocentes. Valentine la convenció de que guardase el secreto, manipulandola al jugar con sus debilidades y aparentes puntos en común y prometiéndole que conseguiría darle a Stephen.

No queriendo perder el Círculo —después de que Valentine se asegurase de recordarle que era su única familia verdadera— Céline guardó silencio, incluso cuando se dio cuenta durante el juicio de que los cazadores de sombras a quienes estaba incriminado eran sus padres. Aunque tuvo algo de conflicto interno se mantuvo en su decisión mientras Valentine cumpliera su parte del trato.

No mucho después, Valentine hizo que Stephen dejase a su primera esposa para casarse con ella. Se mudaron juntos a la mansión Herondale y la pareja vivió allí con los padres de él. Ella pronto se quedó embarazada de él.

Post-mortem[]

En una carta que Stephen escribió para su hijo, afirmó que, a pesar de no amar a Céline como amaba a su primera esposa, Amatis, sí que la amaba en cierto modo y Stephen incluso la defendió, diciendo que Céline no era responsable de nada de lo que había sucedido. Por un tiempo intercambió cartas con Amatis, quien después se las entregó a Jace. Cuando Jace las leyó, él nota que raramente —casi nunca— menciona a Céline, provocando la antipatía de Jace hacia su padre.

Embarazada de ocho meses, se dijo que la muerte de Stephen la llevó a suicidarse cortándose las muñecas. Su hijo fue sacado de su cadáver por Hodge y Valentine se lo llevó para criarlo como propio.

Como la muerte de Céline se consideró un suicidio, fue enterrada en una encrucijada en Idris, fuera de Alacante y cerca del Bosque Brocelind, junto con muchos otros considerados indignos de tener sus cenizas en la Ciudad Silenciosa.

Descripción física[]

Céline era rubia, de ojos verdes y muy hermosa. Se dice que Jace se parece a ella, y que heredó la forma de sus ojos.

Personalidad[]

Según Jocelyn era imposible odiar a Céline.

Ella sufrió severos abusos por parte de sus padres cuando era pequeña. Este trauma la llevó a confiar en Valentine, ya que le mostró amabilidad y protección, y la hizo sentirse útil.

No obstante, se sabe que era una de las personas más inteligentes del Círculo, y posiblemente una de las pocas que sabía entender parte del comportamiento de Valentine, más allá de su fachada. En más de una ocasión se le planteó traicionarlo o alejarse de él, pero pese a las advertencias continuó a su lado, pues era su medio para conseguir lo que más quería: a Stephen como su esposo.

Por ello era leal a él hasta el punto de permitirle darle "brebajes" para la salud de su bebé.

Trivia[]

  • Durante un tiempo se pensó que sus ojos eran dorados, pero ese rasgo en su hijo se debe a su sangre extra de ángel, y el parecido con los de su madre está en la forma, no en el color.
  • Sus padres la obligaban a enfrentarse a demonios peligrosos (como los dragonidae) desde muy joven, y se asume que, en cierta medida, ella era capaz de evitarlos (como demuestra el hecho de que sobreviviese hasta la adultez).
  • Si bien nunca se menciona explícitamente en la saga, Cassandra Clare confirmó que el aparente suicidio de Céline había sido en realidad un asesinato cometido por Valentine y Hodge.[1]
    • Todo apunta a que quien cometió el asesinato per se fue Hodge, por orden de Valentine, y rememora esto en su conversación con Simon Lewis en el Gard (aunque en ese momento se estaba haciendo pasar por Samuel Blackburn).[2]

Apariciones[]

Referencias[]



Advertisement